Pan para hoy y hambre para mañana, el comité de expertos se niega a avalar el plan de Fertiberia para los fosfoyesos: «El problema puede ser para nuestros hijos o nietos»

Recreación realizada por la empresa Fertiberia de cómo quedarían las balsas de fosfoyesos con una cubierta vegetal

🗞️ Fertiberia y Junta niegan al Comité de Expertos el acceso a «información crucial» sobre los fosfoyesos.

🗞️ El informe de los expertos asevera que «el proyecto presentado por Fertiberia no puede ser una solución definitiva para la restauración y recuperación de las marismas«.

🗞️ El informe revela que los vecinos que viven más cerca de las balsas «presentan más restos de zinc, arsénico, selenio y molibdeno en las uñas que los onubenses de otros barrios».

🏛️ La Universidad de Huelva convocará unas «jornadas de puertas abiertas» para que la ciudadanía conozca la «opinión de la Ciencia».

 

por Nico Ferrando

Viernes, 19 de agosto de 2020. Pan para hoy y hambre para mañana. El presidente del Comité de Expertos para los fosfoyesos de Huelva y Vicerrector de la Universidad de Huelva, José Rodríguez, se ha mostrado tajante en unas declaraciones recogidas este jueves por El País, en las que desaconseja seguir adelante con Restore 20/30, el proyecto con el que Fertiberia pretende dar cumplimiento a la Sentencia de la Audiencia Nacional, que obliga a la compañía a restaurar la marisma onubense, en la que vertió de forma ilegal y durante años millones de toneladas de fosfoyesos tóxicos y contaminantes. Según Rodríguez, «el problema puede ser para nuestros hijos o nietos».


«Jornadas de puertas abiertas» en la Onubense

Según adelanta este jueves El País, la Universidad de Huelva convocará unas «jornadas de puertas de abiertas» para que la ciudadanía onubense conozca la «opinión de la Ciencia» respecto del proyecto de Fertiberia para dar cumplimiento a la sentencia de la Audiencia Nacional, que obliga a la compañía restaurar la marisma de Huelva okupada por millones de toneladas de residuos de su antigua fábrica de ácido fosfórico.


Según ha revelado el diario, el comité hizo entrega hace un mes al alcalde Huelva, Gabriel Cruz, del informe requerido sobre Restore 20/30, en el que los expertos desaconsejan seguir adelante con ese proyecto, ya que «no soluciona» y «solo pospone» el problema que las balsas de fosfoyesos suponen para el litoral, el medio ambiente y la propia salud de los onubenses. El documento entregado a Cruz asevera que «el proyecto presentado por Fertiberia no puede ser una solución definitiva para la restauración y recuperación de las marismas afectadas por las balsas de fosfoyesos«.

«Se debe iniciar un proceso para buscar propuestas de restauración y recuperación de las marismas afectadas (…) que reduzca al máximo posible el impacto sobre el medio ambiente, garantizando la seguridad de la población a largo plazo»

El informe, adelanta El País, sostiene que «el proyecto de Fertiberia no considera los escenarios del cambio climático en las diferentes hipótesis de cálculo de seguridad«, y critica que que «el plan carezca de estudio sísmico propio, que tenga una caracterización geológica incompleta de los materiales de la cimentación y base de las balsas; que su modelo de funcionamiento hidrogeológico sea incorrecto y que no evite el flujo de contaminantes hacia el medio ambiente«. En este sentido, los expertos han identificado hasta 60 salidas de líquidos «altamente contaminantes» hacia la marisma con valores de pH de 1,94 [mucha más ácida que el agua del estuario, cuyo pH está entre 4 y 8].

Fertiberia y Junta niegan información al Comité de Expertos

Restore 20/30, el proyecto de Fertiberia

«Se debe iniciar un proceso para buscar propuestas de restauración y recuperación de las marismas afectadas (…) que reduzca al máximo posible el impacto sobre el medio ambiente, garantizando la seguridad de la población a largo plazo«. A este respecto, el informe revela que «los vecinos que viven más cerca de los apilamientos de fosfoyesos presentan más restos de zinc, arsénico, selenio y molibdeno en las uñas que los onubenses de otros barrios», según El País.

El informe sostiene que «el proyecto de Fertiberia no considera los escenarios del cambio climático en las diferentes hipótesis de cálculo de seguridad»

En cualquier caso, el documento elaborado por el comité de expertos, que no es vinculante a la hora de lo que puedan decidir los políticos, nace incompleto. Los integrantes no han podido acceder a estadísticas y datos esenciales porque tanto Fertiberia como el propio gobierno andaluz, a pesar de estar obligados, se han negado a facilitarlos. Así, los expertos concluyen que es «imposible» medir el impacto real de los fosfoyesos en la salud de las personas a través de la pesca local, las zonas de baño o la dispersión de partículas por vía aérea, «un elemento crucial«, critican.

Lo que sí se considera acreditado para el comité es «el rápido hundimiento asimétrico» y el «riesgo de colapso» de las balsas de fosfoyesos. «Una herencia contaminada para las próximas generaciones que sufrirán su impacto«, para la que los expertos proponen alternativas para una «restauración real y recuperación de las zonas afectadas«. Entre ellas, y con carácter urgente, «eliminar las salidas de borde para evitar el vertido contaminante y estabilizar geotécnicamente las balsas, sin diques o muros de contención«.

Mesa de la Ría califica como “demoledor” el informe del Comité de Expertos
Rafael Gavilán, portavoz del Grupo Municipal Mesa de la Ría

El Grupo Municipal Mesa de la Ría, ha asegurado este jueves en un comunicado que el informe del comité de expertos viene a confirmar las tesis que la organización sostiene desde hace más de una década: “el proyecto de Fertiberia nunca podrá considerarse como una solución definitiva para el gravísimo problema de los fosfoyesos”.

Ahora, con el dictamen final del comité de expertos, se constatan las enormes deficiencias del plan propuesto por Fertiberia, al que califica únicamente como “una intervención de urgencia para minimizar los daños sobre la población y el medio ambiente”.

Mesa de la Ría destaca que "el informe rebate ampliamente los estudios aportados por Fertiberia, ya que se han omitido cuestiones relativas a la estabilidad geotécnica del apilamiento, los datos de afección a la salud de la población cercana a las balsas, la sismicidad de la zona, la subida del nivel del mar como consecuencia del cambio climático y los vertidos a la ría de elementos químicos altamente perjudiciales para la salud". En este sentido, el grupo municipal sostiene, a través de su concejal Rafael Gavilán, que "se confirma que el proyecto es una auténtica chapuza que podrá definirse de muchas maneras, pero nunca como una restauración medioambiental”.

Para Gavilán, la actitud del alcalde ha sido “ruin y mezquina” porque dispone desde hace casi un mes del referido informe del comité de expertos y porque se ha demostrado que lo ocultaba a la población afectada negándose a convocar al órgano de participación, que no se reúne desde hace más de año y medio.

Gavilán se pregunta “qué actitud tendrán ahora todos esos grupos políticos que un pleno tras otro se dedican a alabar y defender un proyecto al que los expertos de la Universidad de Huelva han vapuleado y rebatido en su totalidad”. Igualmente anuncia que llevará al próximo pleno municipal una propuesta para que este informe sea enviado con carácter urgente a la Junta de Andalucía para que sea tenido en cuenta en el trámite aún abierto de Evaluación Ambiental Integrada, y que conlleve que ésta sea resuelta de manera negativa.


Relacionado… 

Sea el primero en desahogarse, comentando

Deje una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.