Los precios descienden de manera importante gracias al abaratamiento de la electricidad y los carburantes, pero los alimentos mantienen viva la espiral inflacionista

La economía andaluza cierra el noveno mes del año con unos precios que se reducen seis décimas con respecto al nivel alcanzado en agosto.

El dato es una décima inferior al experimentado en el conjunto del Estado (-0,7%).

A pesar de ello, Andalucía ve reducida su tasa interanual hasta el 9,2%, tres décimas más que la estatal (8,9%) y 1,7 puntos por debajo de la que se registrara el mes pasado (10,9%).

Viernes, 14 de octubre de 2022. Según los datos oficiales publicados hoy por el INE, la economía andaluza cierra el noveno mes del año con unos precios que se reducen seis décimas con respecto al nivel alcanzado en agosto. El dato es una décima inferior al experimentado en el conjunto del Estado (-0,7%). A pesar de ello, Andalucía ve reducida su tasa interanual hasta el 9,2%, tres décimas más que la estatal (8,9%) y 1,7 puntos por debajo de la que se registrara el mes pasado (10,9%). Los precios descienden de manera importante gracias al abaratamiento de la electricidad y los carburantes, pero los alimentos mantienen vivo su particular espiral inflacionista.

Por grupos, Vivienda (-6,4%), tras un destacado descenso en el precio de la luz, junto a Ocio y cultura (-1,0%), una vez finalizado el periodo vacacional, y Transporte (-1,0%), provocado por el abaratamiento generalizado de los carburantes, son los grupos responsables de este descenso de la inflación. En sentido contrario, Vestido y calzado (4,3%), una vez finalizadas las rebajas, y Enseñanza (1,2%) en el inicio del nuevo curso escolar, son ahora los grupos que más encarecen sus precios.

En términos interanuales, como ya ocurriera los cinco últimos meses, solo descienden los precios en el grupo Comunicaciones (-2,5%), volviendo incluso a elevar el ritmo de descenso. En el lado opuesto, los mayores incrementos siguen siendo los de Vivienda (25,8%), Alimentos y bebidas no alcohólicas (15,4%), Vivienda (13,0%) y Transporte (10,3%), únicos grupos que se mantienen con tasas de dos dígitos.

Por provincias, en septiembre, los precios se redujeron en todas ellas, siendo el porcentaje más elevado el registrado en Córdoba (-0,9%). Por el contrario, la provincia andaluza que en menor medida ha visto reducidos sus precios ha sido Málaga (-0,4%).

En términos interanuales, los precios se incrementaron en todas las provincias andaluzas continuando, como los más destacados, los dados en Jaén (9,7%), Huelva (9,4%) y Málaga (9,4%). En sentido opuesto, Almería (8,5%) y Granada (8,9%) obtienen las interanuales más reducidas, únicas inferiores al 9%. De esta forma, la diferencia interprovincial (1,2 puntos) se reduce dos décimas respecto a los 1,4 puntos registrados el mes pasado.

En cuanto a los alimentos, en el noveno mes del año, las legumbres y las hortalizas frescas (3,5%) y el azúcar (3,3%) destacan ahora como los alimentos más inflacionistas. En cuanto a los descensos, son destacables los obtenidos en el pescado fresco y congelado (-1,3%) y en las frutas frescas (-1,1%), únicos que superan el punto.

En términos interanuales, en todos los productos se han incrementado los precios. En este sentido, los aceites y grasas (26,5%), los huevos (23,9%), la leche (23,0%), la carne de ave (21,9%), los cereales y sus derivados (21,3%) y las legumbres y hortalizas frescas (21,3%), destacan como los alimentos con los mayores incrementos de precios con respecto a septiembre de 2021, todos ellos por encima del 20%. En el lado opuesto encontramos a las frutas en conserva y frutos secos (8,3%), el agua mineral, refrescos y zumos (9,1%) y la carne de ovino (9,4%), únicos alimentos que todavía no alcanzan las interanuales de dos dígitos.

Los carburantes, en todas sus modalidades, han finalizado el pasado mes de septiembre con importantes abaratamientos de sus precios que, además se han ido incrementando a lo largo del mes. Así, por ejemplo, el diésel que acabó agosto a 1,930 euros llegó a registrar un precio medio de 1,679 euros a finales de mes para terminar cerrando septiembre a 1,686 euros el litro.

El Euribor a un año (2,233), vuelve a subir por noveno mes consecutivo y lo hace de manera muy importante, concretamente en casi un punto con respecto al 1,249 que marcara el mes pasado. De esta forma, supera ya muy ampliamente el valor de septiembre del pasado 2021, cuando apenas si era del -0,492. Con este nuevo repunte, las cuotas hipotecarias que toquen ser renovadas en las próximas semanas volverán a verse elevadas complicando, más aún si cabe, la situación de las familias trabajadoras andaluzas.

El recibo de la luz, en septiembre, ha dado cierto respiro y se ha reducido hasta los 110,55 € (factura media de un hogar con tarifa regulada), 23,44 euros menos que los casi 134 euros del pasado mes de agosto, lo que se traduce en un descenso del 21%. Este retroceso está originado por un abaratamiento del precio de la electricidad en el mercado mayorista, pero sobre todo, por el tope en el precio del gas. A pesar de todo, la factura de la luz sigue siendo tremendamente elevada, como pone de manifiesto el hecho de que supere en un 26,3% la de hace justo un año.

En definitiva, valoramos positivamente el descenso del nivel general de precios conocido hoy, no por ello sin que dejemos de denunciar que la inflación continúa en unos niveles alarmantes, insostenibles para la enorme mayoría de las economías domésticas y que, por ello, está suponiendo un tremendo lastre para el proceso de recuperación de la economía y para el de generación de empleo de calidad.

Septiembre suele ser un mes dado a registrar ciertos incrementos de precios. Tanto es así que, en las últimas dos décadas, solo en cuatro ocasiones (2015, 2013, 2009 y 2006) han descendido los precios a estas alturas del año haciéndolo además en solo una o dos décimas. En este sentido, el descenso de seis décimas conocido hoy cobra más importancia, aunque resulta imprescindible que sea mantenido en el tiempo y que se profundice en el mismo a lo largo de los próximos meses.

Pero, más allá de lo establecido por las tasas interanuales de inflación, que por fin bajan de los dos dígitos, lo cierto es que, en apenas dos años y medio, el nivel general de precios se ha visto incrementado, de manera agregada, un 13,4%, mientras que los salarios apenas si han crecido un 6%. Es decir, el poder adquisitivo de los salarios, del conjunto de prestaciones que percibimos los trabajadores andaluces, se ha visto minorado nueve puntos.

FUENTE: UGT Andalucía
Acerca de La Mar de Onuba 5238 Artículos
Revista onubense de actualidad, cultura y debate, editada por AC LAMDO, entidad sin ánimo de lucro inscrita en el Registro de Asociaciones de Andalucía con el número 4318 de la Sección 1. - Director: Perico Echevarría - © Copyright LAMDO 2017 / ISSN 2603-817X

Sea el primero en desahogarse, comentando

Deje una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.