Ecologistas y Greenpeace revelan a la ciudadanía el informe que «el Ayuntamiento de Huelva esconde» y que rechaza la idoneidad del proyecto de Fertiberia para los fosfoyesos

🗞️ Las organizaciones medioambientales denuncian la falta de transparencia del consistorio onubense y hace público el informe para que sea conocido por la ciudadanía (VER EN ESTA PÁGINA).

🗞️ El documento constata que en la actualidad existen filtraciones y vertidos desde las balsas situadas en el estuario del Río Tinto hacia las aguas de la Ría.

🗞️ Las organizaciones ecologistas y el Comité de Expertos coinciden en que el proyecto de sellado de las balsas presentado por Fertiberia no es una solución viable debido a las características del terreno.

Tras recibir la DIA positiva y el aval de organismos como el Consejo de Seguridad Nuclear, el objetivo prioritario de Fertiberia es iniciar su proyecto de restauración en el menor plazo posible

Lunes, 5 de septiembre de 2022– Las organizaciones Ecologistas en Acción y Greenpeace han denunciado la falta de transparencia del Ayuntamiento de Huelva a la hora de poner en conocimiento las conclusiones del estudio encargado al Comité de Expertos de la Universidad de Huelva (UHU) sobre el proyecto de sellado de las balsas de Fosfoyesos situadas a escasos 500 metros de algunos barrios de la ciudad. Este Comité presentó dicho informe al alcalde de la capital onubense hace meses y, viendo que no se hacían públicos sus trabajos, ha manifestado su hartazgo a lo largo del pasado mes de agosto.

Las organizaciones ecologistas han señalado además, que tampoco se ha convocado a la Mesa de participación de los Fosfoyesos y han denunciado la opacidad municipal que limita el debate y conocimiento ciudadano sobre la situación de las balsas de fosfoyesos y las propuestas de posibles soluciones, lo cual era la principal razón por la que se encargaron los citados estudios al Comité de Expertos de la UHU.

En este sentido, Ecologistas en Acción y Greenpeace han puesto a disposición pública el documento Informe Técnico sobre la idoneidad del proyecto RESTORE 20/30 como solución al problema de las balsas de fosfoyesos y para la recuperación de las Marismas del estuario del río Tinto, elaborado por el Comité de Expertos, así como los Anexos y estudios sectoriales que lo sustentan, para que puedan ser conocidos por toda la ciudadanía y sus colectivos e instituciones.

Las organizaciones insisten en la importancia de que exista plena transparencia para abordar el futuro de esta importante zona de marisma del municipio de Huelva ocupada por la tremenda carga de contaminantes de las balsas de fosfoyesos. Por ello, instan al alcalde de la capital a que convoque cuanto antes a la Mesa Ciudadana de Participación, para favorecer el necesario debate abierto y las conclusiones que genere.

Los resultados del citado informe, vienen a constatar las reclamaciones que ambas organizaciones ecologistas vienen demandando desde hace años. El proyecto presentado por Fertiberia no puede ser considerado como una solución definitiva para la restauración y recuperación de las marismas afectadas por las balsas de fosfoyesos. El estudio confirma la falta de estabilidad del fosfoyeso, por lo que el sellado de las mismas no debería considerarse una solución definitiva. Lo mismo podría afirmarse de la necesaria actuación en las tres zonas de las balsas, con importantes problemas de vertidos a la Ría, cuya solución no se ha tomado en consideración en el proyecto presentado por Fertiberia.

No obstante, tal y como concluye el informe del Comité, el proyecto presentado por Fertiberia sí que puede ser considerado como una intervención de urgencia para minimizar los riesgos asociados a los residuos apilados en las balsas de fosfoyesos. Es por ello que las organizaciones ecologistas instan a que se pongan en marcha las medidas de urgencia, coincidentes en algunos casos con las sugeridas por la Declaración de Impacto Ambiental (DIA) dictada desde el Ministerio de Transición Ecológica y cuya aplicación es responsabilidad de la Junta de Andalucía. Así pues, las organizaciones reclaman al Gobierno andaluz que exija de una vez a Fertiberia el estudio y la concreción del taponamiento urgente de la multitud de conexiones y vertidos entre las balsas de fosfoyesos y las aguas de la Ría y la presentación de una alternativa a los muros exteriores de las balsas. Por otro lado, consideran necesario solicitar una nueva DIA al Ministerio de Transición Ecológica. Basándose en los estudios ahora publicados, que avanzan significativamente sobre lo valorado para la realización de la DIA de octubre de 2020, se demuestra que la evaluación queda obsoleta en algunos de sus apartados.

Por último, las organizaciones ecologistas han declarado, tal y como resume el citado informe del Comité, que se debe iniciar un nuevo proceso para buscar propuestas de restauración y recuperación de las marismas afectadas por las balsas de fosfoyesos que cumplan con la legislación vigente y reduzcan al máximo posible el impacto sobre el medio ambiente, garantizando la seguridad de la población a largo plazo.

FUENTE: Ecologistas en Acción y Greenpeace
EL INFORME DE LOS EXPERTOS
Informe Técnico sobre la idoneidad del proyecto RESTORE 20/30 como solución al problema de las Balsas de fosfoyeso y para la recuperación de las Marismas del estuario del río Tinto

Título de caja
Se reproduce, de forma íntegra y sin editar, el texto de la nota de prensa difundida por el Grupo Fertiberia tras conocerse el informe del Comité de Expertos que desaconseja el proyecto Restore 20/30.
"Todas las informaciones que se han filtrado las últimas semanas interesadamente en diversos medios de comunicación se basan en estudios y alegaciones que en esencia ya han sido analizados, respondidos y desestimados en el proceso de evaluación de impacto ambiental del proyecto"

Las máximas autoridades científicas de España han avalado la fortaleza y la seguridad del proyecto de Fertiberia para la restauración de los apilamientos de fosfoyesos Restore 20/30, que logró en 2020 la Declaración de Impacto Ambiental (DIA) positiva tras un largo y minucioso proceso de concepción, desarrollo y tramitación que se ha prolongado durante una década.

Una DIA positiva es el resultado de una rigurosa y extensa evaluación ambiental que debe formular el Ministerio de Transición Ecológica -cumpliendo las directrices de la UE- tras someter el proyecto al criterio de técnicos, expertos y autoridades científicas independientes. En este proceso se analizan todas las alternativas técnicas viables, así como las alegaciones presentadas por actores públicos y de la sociedad civil. Entre los organismos que han participado en el proceso de evaluación ambiental de Restore 20/30 se encuentran el Instituto Geológico y Minero de España (organismo que depende actualmente del CSIC y es la máxima autoridad científica en geología, hidrogeología, ciencias geoambientales y recursos geológicos), así como el Consejo de Seguridad Nuclear (CSN), órgano independiente que es la máxima autoridad en España para asegurar la protección radiológica de las personas y el medio ambiente.

En este proceso, en el que se han tramitado y dado respuesta a más de 3.000 alegaciones, quedó sólidamente constatado por organismos independientes -que ofrecen las máximas garantías de independencia y rigor científico- que Restore 20/30 es seguro y el mejor proyecto de restauración para el apilamiento de fosfoyesos, por lo que la prioridad absoluta de Fertiberia es comenzar su ejecución cuanto antes.

Todas las informaciones que se han filtrado las últimas semanas interesadamente en diversos medios de comunicación se basan en estudios y alegaciones que en esencia ya han sido analizados, respondidos y desestimados en el proceso de evaluación de impacto ambiental del proyecto, que es el único procedimiento que está legalmente previsto y dotado de todas las garantías necesarias para determinar su idoneidad.

Uno de los aspectos que las filtraciones a medios de comunicación pretenden poner en cuestión es la estabilidad del apilamiento. La compañía, con la colaboración de Eptisa, aportó los informes técnicos pertinentes en los que han participado, entre otros organismos, la Universidad Politécnica de Minas de Madrid, y analizó toda la cartografía geológica reciente y las bases de datos sobre fallas activas, complementando esta información con estudios elaborados con técnicas geofísicas e imágenes satelitales. Dichos estudios concluyen que la capacidad portante del apoyo (la marisma) bajo el apilamiento de fosfoyesos está ampliamente estudiada, analizada y zonificada, así como modelizado el comportamiento de la estructura soporte para las diversas hipótesis de carga, encontrándose en todos los casos, incluso ante un sismo extremo, dentro del margen de seguridad establecido por la normativa vigente, las guías de recomendaciones geotécnicas actuales, y las buenas prácticas de ingeniería. Es más, a medida que trascurre el tiempo los terrenos se van consolidando más y son más estables. Todos los análisis han sido supervisados por el IGME, que los ha considerado adecuados y suficientes.

Estabilidad geotécnica

Por otro lado, no se ha demostrado que haya fallas activas en los estuarios del Tinto y el Odiel y si las hubiera, su movimiento es insignificante o nulo. La estabilidad geotécnica del apilamiento es una realidad que está monitorizada permanentemente con una red de inclinómetros y piezómetros, y con el control topográfico periódico de los asentamientos, cuya información está a disposición de cualquier institución que así lo solicite.

En cualquier caso, el proyecto Restore 20/30 aporta una garantía adicional a la estabilidad de la zona, ya que su sistema de drenaje del agua interna del apilamiento reduce significativamente su peso y, por lo tanto, disminuye la presión sobre la marisma, de ahí que se considere la solución adecuada.

En el caso de la protección del apilamiento frente a posibles desastres naturales, como un tsunami, el proyecto recoge las conclusiones del IGME e incluye la construcción de escolleras en el perímetro de los apilamientos que pudieran verse afectados por una ola, y prevé para ello la cota máxima de inundación que produciría este fenómeno. El estudio empleado en el proyecto se basa en las conclusiones de científicos en la materia procedentes del Instituto de Ingeniería Hidráulica de la Universidad de Cantabria, el Centro Nacional de Información Cartográfica o el Instituto Superior de Ingeniería de Lisboa, que participaron en el proyecto Transfer de la UE para determinar los riesgos de un tsunami y la implementación de estrategias de defensa frente al mismo. Restore 20/30 refuerza las medidas planteadas por el IGME con la construcción de espadones que elevan aún más la protección de la zona de escolleras.

Sobre la caracterización y composición de los fosfoyesos, los estudios realizados por empresas especializadas y organismos públicos como Egmasa (la actual Agencia de Medio Ambiente) y Emgrisa (Empresa para la Gestión de Residuos Industriales) indican que las concentraciones de arsénico de los apilamientos están en parámetros normales y permiten que estos residuos estén catalogados como ‘no peligrosos’. Los niveles de arsénico y metales en el área de Huelva se deben a la contaminación histórica que han generado los ríos Tinto y Odiel debido a la centenaria actividad minera que se ha realizado aguas arriba (tal como ha quedado constatado en los estudios de Martínez Peinado, profesor de edafología de la Universidad de Granada), y no están relacionados con el apilamiento de fosfoyesos.

Restore 20/30 es el proyecto de restauración de un apilamiento de fosfoyeso más ambicioso que se ha hecho en el mundo. Ha recogido la experiencia de las principales restauraciones que se han realizado hasta ahora y la ha perfeccionado para realizar una iniciativa que es pionera, apostando por un sellado perimetral para evitar que el agua entre en contacto con la zona sellada, un sistema de nivelación y de escorrentía de aguas pluviales, para que no existan erosiones en la cubierta vegetal, y un riguroso plan de seguimiento y control durante más de treinta años.

El diseño de este proyecto lo lideró la empresa norteamericana Ardaman & Associates, una compañía líder en servicios de ingeniería orientada al diseño y clausura de apilamientos de fosfoyeso y a la protección de recursos naturales, con más de 60 proyectos de clausura realizados con éxito en países como Francia, Alemania, Estados Unidos, Canadá o Australia. También con el respaldo de numerosos expertos y empresas especializadas como la citada Eptisa e Inerco.

En los últimos dos años se ha constatado que es la solución idónea, dado que el proceso para iniciar la ejecución de Restore 20/30 ha ido obteniendo todas las autorizaciones y permisos necesarios. Fertiberia ha recibido el informe favorable de compatibilidad urbanística por parte del Ayuntamiento de Huelva, así como la apreciación plenamente favorable al proyecto de clausura del apilamiento de fosfoyesos por parte del Consejo de Seguridad Nuclear (CSN). Además, obtuvo la DIA positiva por parte del Ministerio para la Transición Ecológica a fines de 2020 y, con base en el contenido de este documento, en el primer trimestre de 2021 presentó ante la Junta de Andalucía el proyecto básico para lograr la autorización para iniciar Restore 20/30. Este permiso de la Junta es uno de los últimos requisitos para, previa obtención de la licencia de obras, comenzar la restauración.

HUELVA, 19 DE SEPTIEMBRE DE 2022. 

FUENTE: Grupo Fertiberia

Izquierda Unida pide a la Ministra de Medio Ambiente que “venga a Huelva” para participar en el órgano de participación de los fosfoyesos

Acerca de La Mar de Onuba 5231 Artículos
Revista onubense de actualidad, cultura y debate, editada por AC LAMDO, entidad sin ánimo de lucro inscrita en el Registro de Asociaciones de Andalucía con el número 4318 de la Sección 1. - Director: Perico Echevarría - © Copyright LAMDO 2017 / ISSN 2603-817X

Sea el primero en desahogarse, comentando

Deje una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.