Un juez de Missouri condena a un cazador furtivo a ver “Bambi” una vez al mes

En una sentencia ciertamente insólita, Robert George, juez del estado americano de Missouri, ha condenado al cazador furtivo reincidente David Berry, de 29 años, a un año  de cárcel durante el cual tendrá que asistir a la proyección de la película Bambi una vez al mes, según ha publicado el diario Spingfield News-Leader el 17 de diciembre de 2018, y ha reproducido la emisora pública fracesa FranceInfo.

Recordemos que “Bambi”, un clásico de la animación de Disney, cuenta la historia de un cervatillo cuya madre muere por el disparo de un cazador. Para el fiscal Don Trotter, el juez “ha intentado tocar a David Berry en el plano emocional”.

Ahora, David Berry está obligado a ver “Bambi” durante doce meses consecutivos; la primera proyección “debe tener lugar antes del 23 de diciembre –según reza en la sentencia de fecha 6 de diciembre de 2018- y estar seguida de otra cada uno de los meses siguientes de encarcelamiento”. Sorprendido por el veredicto, Berry ha peguntado a su abogado: “El juez ¿tiene derecho a hacer esto?”.

David Berry fue detenido junto con varios miembros de su familia, en agosto pasado, por “haber matado cientos de cérvidos” en los últimos tres años. Están acusados de repetir sus hazañas también en otros estados y en Canadá.

“Nunca nos habíamos enfrentado a una caza furtiva de tal amplitud –ha manifestado el fiscal Trotter- Se trata de una de las investigaciones más importantes sobre la caza ilegal llevada a cabo en Missouri. Los cazadores aquí solo pueden matar un número limitado de piezas y únicamente durante la estación de la caza.

Pero ese tipo de furtivos no cazan para comer, lo que quieren son trofeos”. Lo cazadores como la familia Berry lo que hacen habitualmente es llevarse la cabeza y la cornamenta de los cérvidos, y abandonar el resto de los despojos.

A David Berry, su padre, sus dos hermanos y otra persona que les ayudaba les han retirado los permisos de caza y de pesca. También han tenido que pagar 51 000 dólares (unos 45 000 euros) de multa y costas de justicia.

David Berry ha sido condenado además a 120 días suplementarios de cárcel por posesión ilegal de armas de fuego mientras se encontraba en libertad condicional; una pena que deberá cumplir una vez finalizada la de un año por caza furtiva.

Sea el primero en desahogarse, comentando

Deje una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada.




Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.