La situación del Recre

 por RECREATIVO SUPPORTERS’ TRUST

Puede que cuando lean estas líneas nuestro Recre ya tenga nuevo dueño. Espero que sea un empresario solvente, alguien con un proyecto deportivo atractivo y ambicioso y con un plan financiero sostenible. Alguien en quien podamos confiar nuestras pasiones recreativistas y que nos haga mirar al futuro con ilusión.

Pero yo les escribo desde el pasado; un pasado cercano en el que la incertidumbre reina y en el que los aficionados esperamos ansiosos ávidos de noticias. ¿Por qué estamos así de nerviosos? Nuestro estado de ánimo viene marcado por nuestra lucha. El Decano del fútbol español hizo un llamamiento el pasado verano y la gente de Huelva respondió. Lejos de los cantos de sirena que pusieron el foco en un falso proceso de compra-venta, el Trust de Aficionados Recreativistas diseñó al milímetro una campaña de salvación que debía evitar la desaparición del Recre. Huelva reaccionó cargada de obligación (“La historia no está para recordarla, sino para defenderla”) y con un sentimiento de pertenencia que hacía tiempo que no despertaba. Los ‘Líberos del Decano’ supusieron una renovación de recreativismo, un golpe en la mesa que demostraba a los onubenses que era posible siempre que se lo creyeran. Lo recaudado por los “Líberos”, unido a la posterior –y aplaudida- acción de expropiación por parte del Ayuntamiento, llenó de optimismo pero también de responsabilidad al aficionado medio.

La hoja de ruta del Trust se cumplía paso a paso. Primero había que conseguir expulsar del club al cruel gestor que amenazaba con dinamitar 127 años de historia. Y así fue. La querella contra Pablo Comas abría el camino para mudarlo del sillón al banquillo y la comentada expropiación de sus acciones culminaba la fumigación de la zona noble del estadio. En segundo lugar, mediante la campaña de salvación, se consiguió que la afición aportara capital y tomara un papel protagonista para que el Decano, poco a poco, se convirtiera en un club más singular si cabe. El nuevo Consejo de Administración designado por el Ayuntamiento apostaba por esa línea y, gracias a su esfuerzo, el Recre comenzó a generar ilusión, a cuidar de su entorno, de su patrimonio (visitas de colegios, actos benéficos, homenajes…). Tocaba refrendar en el campo el cambio de imagen y, por suerte, la complicada permanencia se certificó con el admirable compromiso de jugadores y cuerpo técnico y con la guinda del golazo de Rafa de Vicente en el Colombino.

No obstante, falta el último paso de ese plan. La llegada de un inversor sigue siendo primordial para solventar los problemas económicos. Desde el Trust solo pedimos una cosa: que el nuevo dueño cuente con la afición de Huelva; que los que se echaron a la calle aquel 22 de octubre para gritar “Decano serás eterno” tengan voz dentro del club. Sería un error flagrante trabajar y gestionar el Recre de espaldas a la grada y a Huelva.

No somos el enemigo. Somos los que ya salvamos esto una vez y los que mejor conocemos al Abuelo. Somos los que pueden ayudar a que las butacas se llenen, a que los jugadores vayan en volandas. Somos los que podemos recuperar la grandeza del club más antiguo del país. Somos el Recre.

Quizá, queridos lectores, no haga falta recalcar esto porque cuando lean estas líneas ya conozcan al nuevo dueño y su proyecto sea tan motivador que la solvencia, la transparencia, la participación y la democracia sean temas consabidos y repetidos cual mantra. Como yo escribo esto desde el pasado, prefiero concentrarme y apretar fuerte los ojos para que se cumplan todos nuestros deseos.

Patrocinadores de La Mar de Onuba

Acerca de La Mar de Onuba 1245 Articles
Revista onubense de Actualidad, Cultura y Ocio, editada por AC LAMDO, entidad sin ánimo de lucro inscrita en el Registro de Asociaciones de Andalucía con el número 4318 de la Sección 1. Director: Perico Echevarría - © Copyright LAMDO 2017 / ISSN 2603-817X

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.