Periodistas de El Español entregan a Fiscalía y Policía su investigación en los campos de Huelva

  • Andros Lozano y Marcos Moreno recabaron testimonios directos de abusos y violaciones durante los pasados 16 y 17 de mayo.

  • Ocho mujeres que no se conocen entre sí y trabajan distanciadas por 70 u 80 kms coinciden en un relato común.

  • “En estos pueblos se ha creado un sistema perverso para las mujeres: o tragas con los jefes, o te dejan sin trabajo”, ha declarado el coordinador de proyectos de ASNUCI.

  • Izquierda Unida preguntará en el Pleno del Parlamento Andaluz por la situación de las jornaleras extranjeras.

Andros Lozano y Marcos Moreno, reporteros del periódico digital El Español se desplazaron la pasada semana tras conocerse el reportaje publicado por Correctiv.org y BuzzFeed News recogido por La Mar de Onuba, y que ha generado una enorme polémica por las situaciones de explotación laboral, condiciones de vivienda infrahumanas y casos de acoso sexual y violaciones sufridas por trabajadoras marroquíes en campos de fresa onubense.

“Él viene por la tarde”: violaciones, maltrato físico y explotación laboral en los campos onubenses, el sur de Italia y Marruecos

Durante dos días, el miércoles 16 y el jueves 17, en “dos jornadas sin apenas descanso”, según han asegurado a la redacción de La Mar de Onuba, recabaron informaciones y testimonios directos de mujeres y trabajadores en diferentes puntos de la provincia de Huelva. En todos ellos recabaron testimonios que confirman lo contenido en los reportajes de las periodistas Pascale Mueller y Stefanía Prandi.

El reportero y el fotógrafo de El Español han escuchado el testimonio de al menos ocho mujeres marroquíes. Ninguna se conocía antes de llegar a España. Algunas están en pueblos a 70 u 80 kilómetros de distancia uno de otro. Sin embargo, aseguran, “el relato de todas es común: en las fincas se producen violaciones, agresiones físicas, abusos sexuales y se negocian matrimonios con lugareños que buscan mujeres con las que tener sexo, les laven la ropa y les limpien la casa”.

Lozano y Moreno han logrado, además, que mujeres directamente afectadas se hayan decidido a hablar y contar su experiencia, información que con la que han elaborado la pieza titulada De jornaleras a esclavas sexuales en los campos de fresas de Huelva: la verdad oculta, que supone un punto de inflexión informativa en el asunto. Los periodistas pondrán el próximo lunes el resultado de su investigación en conocimiento de la Fiscalía de Huelva y de la Comisaría de la Policía, convencidos de que el dosier que aportarán contiene hechos delictivos que merecen ser atendidos por la Administración de Justicia y las fuerzas policiales.

Además de la información obtenida de las trabajadoras afectadas o testigos de casos de explotación, acoso y violación, y como les ocurriera a las reporteras de Correctiv y BuzzFedd News, los enviados de El Español hablaron con distintas ONG que trabajan sobre el terreno en la defensa de las condiciones laborales de los jornaleros, pero “ninguna ha querido exponer su opinión sobre la problemática planteada”.

Sólo ASNUCI, que se financia exclusivamente con la aportación mensual de sus socios, la mayoría de ellos inmigrantes, accedió a participar en el reportaje. “Aquí, en este agujero negro de la rica Europa, funciona la ley del silencio”, afirman en el artículo publicado este sábado en El Español, que abunda en la polémica generada en torno a la situación de las mujeres marroquíes contratadas en origen.

El coordinador de proyectos de ASNUCI, Antonio Abad, también ha declarado a Lozano y Moreno que “en estos pueblos se ha creado un sistema perverso para las mujeres: o tragas con los jefes, o te dejan sin trabajo. Esto se sabe aquí, se escucha, pero nadie denuncia por miedo. Es una verdad oculta entre estos campos. Por supuesto que hay empresas que las tratan como deben, pero no se puede echar la vista a un lado ante estos dramas”.

El testimonio del coordinador  de proyectos de ASNUCI, así como las declaraciones de trabajadoras afectadas, alguna de ellas a cara descubierta (ver vídeo en esta página), se suman a las de fuentes de la Junta de Andalucía en Huelva, que han admitido a la redacción de La Mar de Onuba tener constancia de los hechos, y han adelantado a esta redacción el contenido del “decálogo de buenas prácticas en la contratación de trabajadores extranjeros” que suscribirán de forma inminente, al menos, una de las patronales de pequeños agricultores, y una ONG de ámbito nacional especializada en asuntos de extranjería.

Contrastan, además, con el comunicado conjunto emitido por las principales patronales del campo y los sindicatos UGT y CCOO. Un texto de ambigüedad manifiesta, en el que las entidades firmantes rechazan tener “constancia de ninguna denuncia presentada”, “que al no referir datos concretos imposibilita la actuación desde estas organizaciones”.

UGT: “Las informaciones publicadas sobre el campo onubense han generado una alarma social innecesaria”

El comunicado también afirmaba que el texto de este “blog”, [una forma poco sutil de tratar de degradar a un medio de referencia internacional como Correctiv], así como “las reproducciones que se han dado en otros medios y redes sociales se van a presentar ante la Fiscalía para que inicie, si así lo considera, una investigación de oficio para saber con certeza lo que de verdad hay en los textos que fueron editados y luego reproducidos”.

Los artículos publicados por Pascale Mueller y Stefania Prandi, así como las reproducciones recogidas en La Mar de Onuba y Confidencial Andaluz, entre otros medios españoles, coincidirán, pues, en la sede judicial con el dosier que El Español entregará también el lunes a la Fiscalía.

 

IULV-CA lleva al Parlamento andaluz la situación de las trabajadoras de la fresa en la provincia

El grupo parlamentario de IULV-CA ha registrado en la Cámara autonómica una pregunta con ruego de respuesta oral en el Pleno por la que eleva a esta institución la situación de las trabajadoras de la fresa en la provincia de Huelva.

En la iniciativa, la coalición de izquierdas se hace eco de un reportaje de la revista alemana ‘Correctiv’ realizado en los campos de fresa de Huelva, en el que describe “situaciones dramáticas” de las trabajadoras procedentes de Marruecos que trabajan allí.

La formación política pregunta al Gobierno andaluz qué datos tiene sobre violaciones a mujeres y abortos en los campos de fresas de Huelva, y también qué medidas piensa tomar ante estas situaciones dramáticas que sufren las trabajadoras.

Como adelantó La Mar de Onuba, la coalición de izquierda también ha registrado una pregunta al respecto en el Congreso de los Diputados.

El Sindicato Andaluz de Trabajadoras pide a UGT y CCOO que “bajen al suelo” y “hablen con las jornaleras”

Patrocinadores de La Mar de Onuba

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.