Desaceleración económica mundial y un Gobierno para España

por Francisco Villanueva

Parece que va ganando terreno la idea de que estamos en la puerta de una nueva crisis económica global, aunque soy de los que opinan que no hemos salido de la enorme recesión financiera provocada por la deuda pública y la quiebra de Lehman Brothers en 2008, es verdad que el crecimiento actual del PIB y de los afiliados a la Seguridad Social nos alejan del miedo a la crisis que tanto nos está recordando el gobierno en funciones.

Crecemos a tasas próximas al 2% y los datos de empleo del último mes nos acercan a los máximos históricos de los 20 millones de cotizantes, pero es verdad que los que queremos trabajar y no podemos somos tres millones lo que representa una tasa del 13%, que aunque para España es baja, para las economías de la Unión Europea es alta.

El crecimiento del último trimestre ha sido enorme y ha sorprendido a todos, y más después del ambiente pesimista que nos ha trasmitido el gobierno. La subida del 0,4% ha colocado el crecimiento robusto como el trimestre previo. Las exportaciones vuelven a caer y el crecimiento lo explica el consumo y la inversión. La inversión pública y la construcción retroceden algo y todo el crecimiento se concentra en la inversión empresarial. ​Si las empresas no contratan es extraño que aumenten la inversión. ​Por lo tanto, habrá que esperar al dato del próximo trimestre en el que seguramente la inversión siga estancada o empiece a caer siguiendo la tendencia. El consumo privado también creció con fuerza lo cual también es muy extraño teniendo en cuanta que el frenazo del empleo supone también un frenazo en la renta que reciben las familias. Los datos de la Agencia Tributaria de IVA han desacelerado en el 3tr19 aunque en el primer semestre crecieron más de lo que lo hacía la contabilidad nacional. La pasada semana el INE publicó los datos de ventas minoristas que suponen el 25% del consumo privado que aumentaron 0,2% trimestral en el 3tr19, muy por debajo del 1,1% que el INE dice que aumentó el consumo privado. Seguramente el próximo año, con la encuesta estructural de consumo, el INE revisará toda la serie y le dará más coherencia a los datos.

El consumo público crece 0,9%, más del doble que el PIB, y explica la mitad del crecimiento aunque sólo supone el 20% del PIB. ​Esto supone que el déficit público continuó aumentando el 3tr19, igual que sucedió en el primer semestre. La Comisión ya advirtió de una desviación significativa del objetivo de déficit en las cifras que el gobierno envió a Bruselas hace dos semanas y la desviación cada día es mayor. Además, el aumento del déficit es por aumento de gasto corriente mientras la inversión pública cayó un 6,5%. ​España es el segundo país de la UE que menos inversión pública está realizando, sólo por delante de Portugal. Lo mismo sucede en I+D, al no haber un gobierno estable.

Particularmente me sigue preocupando el casi 100% de deuda pública de nuestro país, y la Unión Europea no deja de hacer seguimiento de tal circunstancia. El PIB nominal en el denominador creció 4% anual. El problema es que aumentó el numerador en 45.000 mill más de deuda que el año anterior. La causa es el aumento del déficit público que, como publicó el INE, ha superado el 3% del PIB en los cuatro trimestres que estamos analizando. En 2020 el PIB nominal crecerá mucho menos y si el déficit no disminuye, la deuda pública superaría el 100% del PIB….evidente y eso no es bueno para tiempos revueltos en la economía mundial que podrían hacer daño a España por medio de los inversores internacionales.

Las bolsas van bien, los tipos de interés controlados, la compra de deuda garantizada por el BCE, sólo los “cafres” de Trump, Bolsonaro, Johnson….y demás adláteres pueden desestabilizar nuestra zona euro. Recordemos que Alemania está sufriendo un retroceso económico ya evidente en su crecimiento, Francia a la par, y el resto de Europa flojita y tirando…es decir que en pocos meses llegará a España con total seguridad y no podemos estar con negociaciones para la formación de gobierno.

Las elecciones del domingo deben situar a los partidos en el punto de partida de la negociación si es que los españoles no damos una mayoría clara a ninguna fuerza política (y deberíamos hacerlo). No valen ya medias tintas y el “ya no te junto”. El PSOE tiene todas las papeletas para repetir el triunfo del 28 de abril, no debería descartar nada ni a nadie para formar gobierno. Así lo esperan todos los agentes económicos y lo proclaman a los cuatro vientos. La socialdemocracia tiene ahora muchísimos gabinetes económicos en muchos gobiernos de la Unión Europea y todo va conforme a una normalidad que debe poner a los españoles con los pies en el suelo. En Alemania los socialistas gobiernan y controlan la economía con los conservadores de Merkel, mientras el Dinamarca y Suecia gobiernan con fuerzas progresistas, Italia tiene a los socialistas en economía con gobierno de partidos populistas de derecha como las 5 estrellas…

No quiero que se me malinterprete pero es un bucle seguir en una situación en la que el PSOE necesita otras fuerzas para gobernar y la oposición del PP y C’s deberían saber que a la ultraderecha se la aísla si no se compromete con el sistema como ocurrió en la pasada legislatura en Austria en donde estuvieron apoyando a los conservadores renunciando a partes claves de su ideario. Es el momento de votar, ojalá mayoritariamente, pero si no es así, es hora de pactar y de tener gobierno en pocos días: por los partidos, por el sistema, por la economía, por la democracia, por tod@s…. ya vale.

Y recuerden que lo más importante a la hora de la verdad es la economía y que para que un país siga avanzando como lo ha hecho España de manera exponencial en las últimas décadas con los gobiernos del PSOE, y de 1996 a 2004 y de 2012 a 2018 del PP; es la confianza y la seguridad de un país ejemplo de libertades y paradigma de derechos sociales y laborales. Nos sobran partidos nuevos y salva patrias que solo revuelven las aguas de un país que fluye en una Europa del estado del bienestar. A votar y a poner a cada uno en su sitio.


Francisco Villanueva Navas, analista de La Mar de Onuba es economista y periodista financiero.

En Twitter: @FranciscoVill87

Lo más reciente en La Mar de Onuba

La Mar de Onuba en Facebook

Acerca de La Mar de Onuba 2757 Artículos
Revista onubense de Actualidad, Cultura y Ocio, editada por AC LAMDO, entidad sin ánimo de lucro inscrita en el Registro de Asociaciones de Andalucía con el número 4318 de la Sección 1. Director: Perico Echevarría - © Copyright LAMDO 2017 / ISSN 2603-817X

Sea el primero en desahogarse, comentando

Deje una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada.




Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.