Club Deportivo Lionheart: renacer del boxeo en Huelva:

De izquierda a derecha: Keyberg Nieriz, Daniel Montes, Isaac Gómez, Antonio José Garrocho y Ayoub Saidi


Lo que empezó siendo un proyecto laboral del boxeador y entrenador onubense, Isaac Gómez, es hoy, un camino a seguir para llegar al boxeo profesional en Huelva.

Un reportaje de Marta Cervantes

Isaac, creador y entrenador del Club Deportivo Lionheart, comenzó en el mundo del boxeo a la temprana edad de los 14 años, sin embargo, por reticencias de su familia hacia este deporte, se dedicó a la halterofilia en el Polideportivo de las Américas, siendo su mentor Pepe Domínguez, quién había conseguido llevar tanto la halterofilia como el boxeo a Huelva.

No obstante, a Isaac siempre le interesó más el boxeo. Por ello, cuando se fue al ejército empezó a entrenar, a boxear y a participar en pequeñas competiciones. Ya no pudo dejarlo. Es así como se convierte en su pasión. Comienza a los 18 años prácticas profesionales en el polideportivo de las Américas, de la mano de Pepe Domínguez.

Pasado el tiempo se desvincula del mundo de la competición y empieza a centrarse en el entrenamiento, las responsabilidades y la familia. Por matrimonio empieza a vivir en Cartaya, donde tiene su primera oportunidad como entrenador en sesiones de acceso privado. Consigue un grupo ameno de participantes y el concejal de deportes de Cartaya le propone crear una escuela deportiva fija.

Isaac presenta el proyecto y sistema de entrenamiento; es aceptado y, en apenas cuatro meses, ya cuenta con cuatro docenas de pupilos. Actualmente lleva ya cinco años como monitor de boxeo en Cartaya.

Escudo del C.D Lionheart Boxing

Tras este triunfo, decide asentarse en Huelva capital. Emprende diferentes proyectos de aprendizaje y se titula como monitor, preparador autonómico y preparador nacional por la Federación Española de Boxeo.

Con estos certificados bajo el brazo, Issac centra sus energías, junto a su pareja, en el C.D Lionheart. Juntos eligieron y reformaron el local en el que se asienta, y no sólo han logrado mantener el proyecto, sino ampliarlo, organizando de forma autónoma la primera competición de boxeo a nivel internacional -el pasado 22 de junio en el Palacio Carolina Marín- la Huelva Boxing Cup.

La esencia del club

Interior y parte de las instalaciones del club

El C.D Lionheart está formado tanto por jóvenes como por adultos de diferentes edades y ambiciones. Bien sea por diversión, pérdida de peso, ponerse en forma o la competición en sí misma, entran por primera vez al club con una serie de objetivos en mente, y en función de ellos, Isaac Gómez les establece un programa de trabajo especializado e individualizado con lo que exprimir al máximo su potencial.

La gran mayoría de estos jóvenes acuden al Lionheart por la magnífica preparación e intenso entrenamiento que se imparte, sumado a la motivación por lograr ser el próximo campeón de talla mundial, como Vasyl Lomachenko o Roy Jones, según afirman Keyberg Nieriz, de 22 años, y José Daniel Montes de 16 años.

Ejercicios con las cuerdas y la comba. Mejora los saltos y la velocidad

Profundizando en el aspecto personal, los chicos defienden que lo singular de este club deportivo, y por lo que merece la pena formar parte de él, es la energía y unidad que transmite. ‘’Pienso que es la unión, la actitud familiar, que existe entre los compañeros y con el entrenador. Un ambiente abierto, un equipo’’, manifiesta Alba Díaz, de 17 años. A lo que su compañero, Antonio José Garrocho, de 19 años, añade: ‘’Es un ambiente, dónde además de darlo todo por el boxeo también puedes desahogarte de tus problemas y contar con el apoyo de los demás. No es un ambiente frío en el que vienes aquí a entrenar solamente. Disfrutas’’.

 

Los chavales que forman parte del carácter Lionheart viven para boxear. Dejan atrás las preocupaciones, los estilos de vida que lleven, y lo dan todo, tanto en los entrenamientos con Isaac, como en las competiciones.

Entrenamiento con la pera. Mejora los golpes y la destreza de gancho

En cuanto a su programa de entrenamiento, varía en función del día y las competencias de cada uno. Debe trabajarse la fuerza, la velocidad, la resistencia, la musculatura y las posiciones. Aspectos que se desarrollan bien en el gimnasio del club, con los elementos propios (las peras, el ring, los sacos, las cuerdas o las pesas) o bien al aire libre, con sesiones de entrenamiento en la playa o en el parque Moret de Huelva.

La clave del boxeo profesional es golpear sin que te golpeen, y para ello debes tener una gran capacidad de resistencia, fuerza, concentración y velocidad, que en este club saben desarrollar.

Nivel profesional del boxeo: las competiciones

El pasado 22 de junio ha tenido lugar el campeonato internacional Huelva Boxing Cup en el Palacio de Deportes Carolina Marín, organizado por el propio Club Lionheart y con la participación de contrincantes sevillanos, extremeños y portugueses, con el afán de devolver a Huelva su espíritu de boxeo. Un campeonato de nueve asaltos en total, uno de ellos femenino, entre onubenses y foráneos con un descanso de veinte minutos a mitad de la competición. Este evento requirió semanas de preparación por parte de Isaac Gómez y equipo, contando con el apoyo del Ayuntamiento de Huelva, materializado con la presencia de su alcalde, Don Gabriel Cruz Santana, en la entrega de premios a los participantes de la competición, para así poder ofrecer un auténtico espectáculo deportivo a todas las familias y amigos de los competidores. 

El alcalde de Huelva, Gabriel Cruz, en la entrega de los trofeos

Como toda competición federada, se contó con equipos de boxeo, árbitros, jueces y médicos, estos últimos para atender los reconocimientos médicos previos y cualquier complicación que pudiese surgir.

Keyberg Nieriz Guevara en la prueba del peso y estudio de la huella

Según nos explicaba Ricardo González Fazenda, Médico Especialista en Medicina de la Educación Física y el Deporte, la labor de un médico en competiciones como estas es, en primer lugar, realizar un reconocimiento médico de la aptitud, para que pueda federarse un boxeador. Esto implica exámenes de auscultación, electrocardiogramas, peso, talla, antropometría y un estudio de la huella.

Una vez hemos pasado este procedimiento comienza la segunda fase con la realización de pruebas de esfuerzo, las cuales miden tanto la capacidad cardíaca como pulmonar.

En la competición las complicaciones físicas más frecuentes son las contusiones y los hematomas, las fracturas más usuales suelen ser las costales y de tabique nasal. ‘’Las normas del boxeo te dicen que no puede haber sangre en el ring, en cuanto haya solo una gota, ya vamos nosotros con el equipo y los tapones. Se limpian en agua oxigenada, se ponen y paras el sangrado’’, declara el doctor Fazenda. En casos más graves encontramos las conmociones cerebrales, donde rápidamente los boxeadores son llevados al hospital, y en el mejor de los casos quedan ingresados en la unidad de observación.

Visión actual sobre el boxeo

Ante situaciones como estas, suele ser habitual la oposición por parte de la familia, y principalmente de las madres, ante la práctica del boxeo como deporte profesional. A pesar de ello, al final todos nos damos cuenta de la imposibilidad de separar a una persona de lo que realmente le hace feliz y le permite sentirse realizado, y es por ello por lo que, pese a las reticencias, se ven multitud de familias y amigos, tanto en las competiciones como en los seguimientos digitales, apoyando y siguiendo la carrera de estos chavales.

Sumado al temor de que sean golpeados hay aún un tabú más en el horizonte del boxeo, y es el ser visto como un deporte principalmente masculino. Lo cual, según nos subraya el entrenador de los Lionheart, es incierto. ‘’El boxeo femenino existe. Es más, resulta gratificante el ver dos chicas en combate porque su ritmo en el ring es diferente. Hay mayor carencia de golpeo en esta categoría, lo cual acaba resultando ser bastante atractivo’’.

Además, el boxeo arrastra también una lacra pasada que aún sigue provocando respeto: ‘’Hoy en día el boxeo puede tener una visión negativa quizás porque saca a gente de la calle. Una persona de barrios bajos puede salir porque el boxeo requiere de disciplina. En cambio, yo no creo que el boxeo pueda cumplir sólo esa misión. Por ejemplo, para mí, este mundo deportivo es mi familia.’’, comparte Alba Díaz, boxeadora amateur de los Lionheart.

Podemos decir entonces que verdaderamente existe una concepción muy sesgada sobre este deporte, siempre tachado de violento, brutal y sexista. Sin embargo, no es más que ignorancia y desconocimiento de las reglas y normas que rigen esta actividad deportiva y una protección excesiva hacia quienes la practican.

‘’Muchas veces es ese ámbito sobreprotector lo que puede llegar a confundirnos y hacernos equivocar’’, afirma el dirigente de este club deportivo. Y es que, en muchas ocasiones, no hay blanco ni negro, sino una escala de grises. Un deporte señalado como violento y que, en cambio, siempre termina con un abrazo entre sus participantes.

El boxeo en Huelva

Huelva es, en comparación con otras provincias y comunidades autónomas de España, una de las pioneras en lanzar al estrellato grandes boxeadores a las competiciones mundiales de este deporte.

Pedro Carrasco

En 1971 tuvo lugar el surgimiento de la gran leyenda onubense, Pedro Carrasco (1943 – 2001), conocido como ‘’el marinero de los puños de oro’’ destacado boxeador que se definía por sus movimientos finos y estilistas en el ring, y sus golpes maestros como el ‘’Bolo Bunch’’. Consiguió ser seis veces campeón europeo en pesos ligeros y peleó en países como Italia (Turín, Milán, Roma) y España (Barcelona, Bilbao, Madrid), entre otros.

El 5 de noviembre de 1971 se enfrentó por el título del Consejo Mundial de Boxeo (WBC) del peso ligero, convirtiéndose en el tercer Campeón Mundial de España y el primer y único boxeador español en ser incluido en su clasificación de los 40 mejores boxeadores de los últimos 40 años. Además, fue el primer español en tener el honor de figurar en el Salón de la Fama de dicho Consejo.

Otra gran estrella del boxeo en Huelva es el famoso José Kelvin de la Nieve Linares, también conocido como ‘’Copito de Nieve’’, boxeador español amateur en la categoría de peso mosca (-52 kg). Procedente de Alcarrizos (Republica Dominicana), pero afincado en nuestra ciudad.

En su trayectoria como boxeador ha logrado las medallas de bronce en los campeonatos de Almería (2005), Moscú (2010) y Samakov (2015), de plata en Dublín (2007) y Liverpool (2008) y una medalla de oro en Mersin (2013).

Estos dos campeones, entre otros personajes de renombre, dejan patente el peso de Huelva como una de las cunas del boxeo en nuestro país.

Patrocinadores de La Mar de Onuba

Acerca de La Mar de Onuba 2543 Artículos
Revista onubense de Actualidad, Cultura y Ocio, editada por AC LAMDO, entidad sin ánimo de lucro inscrita en el Registro de Asociaciones de Andalucía con el número 4318 de la Sección 1. Director: Perico Echevarría - © Copyright LAMDO 2017 / ISSN 2603-817X

Sea el primero en desahogarse, comentando

Deje una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada.




Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.