«Amenazas, precariedad y propaganda», informe del Consejo Profesional de la RTVA

Miércoles, 13 de octubre de 2021. El pasado 1 de junio este Consejo Profesional realizó un informe donde se constataban decenas de malas prácticas y ejemplos de manipulación en los informativos de Canal Sur que vulneraban el Estatuto Profesional de los Medios de Comunicación de la RTVA. Cuatro meses después, desgraciadamente, la situación sigue siendo la misma o peor. En este informe lo vamos a demostrar. A este Consejo no le consta que ni desde la Dirección General, a la que tan exhaustivo le pareció nuestro anterior informe, ni desde el Consejo de Administración, que nos pedía ejemplos concretos, ni desde la Dirección de Informativos, que descarga responsabilidades en editores y jefes de sección, se haya tomado ninguna medida para corregir esta situación.

Es de justicia reconocer, en primer lugar, que en los últimos cuatro meses también ha habido aspectos positivos. Durante dos o tres semanas de agosto hemos hecho los mejores informativos del año. Desaparecieron los interminables bloques de información institucional en beneficio de los temas sociales y culturales, que tanto se echan en falta en nuestros espacios de noticias. Cumplimos con nuestra labor de servicio público en las inundaciones de Jaén, la ola de calor, en incendios forestales, la crisis de los refugiados afganos o en las infecciones por el virus del Nilo.

Gran trabajo, también, de la redacción de deportes que ha cubierto con dignidad acontecimientos como la Eurocopa o los JJOO, supliendo con imaginación y entrega la falta de imágenes –CSTV no tenía adquirido derechos- y dando prioridad a la información sobre los deportistas andaluces.

Pero sobre todo queremos destacar la entrega de todos los profesionales, como hicimos en nuestro anterior comunicado, para sacar adelante solos el verano más precario y desorganizado de la historia de Canal Sur. Su esfuerzo, en todas y cada una de las redacciones o delegaciones, hizo posible cumplir con el reto de los informativos provinciales en julio y sólo su profesionalidad ha impedido que nuestros informativos colapsaran en verano. La falta de redactores, de cámaras, de técnicos de sonido, de realizadores, de montadores, de productores y de todos aquellos profesionales necesarios para sacar adelante nuestra televisión y nuestra radio empieza a comprometer nuestra capacidad para cumplir con la función de servicio público encomendada a Canal Sur. Este es el primer incumplimiento del Estatuto que queremos denunciar.

DEGRADACIÓN DE LA FUNCIÓN DE SERVICIO PÚBLICO.

En la sección 2ª del Estatuto Profesional sobre los derechos y deberes de los profesionales, en su artículo 4º, se consagra la política informativa de servicio público de la empresa CSRTV. Esta política está hoy en riesgo más que nunca en nuestra radio y en nuestra televisión debido a la precariedad de medios técnicos, con inversiones que se anuncian y llegan con cuentagotas, y, sobre todo, por la disminución de recursos humanos  para llevarla a cabo.

Es competencia de la empresa y de los sindicatos los acuerdos para la contratación de nuevos trabajadores, pero es nuestra obligación poner sobre la mesa que, con la merma de profesionales que se está produciendo en nuestras redacciones, se está comprometiendo la obligación de ofrecer a los andaluces la información de calidad que merecen y que les debemos.

Ya se están emitiendo informativos locales de radio en provincias realizados por técnicos desde Sevilla o Málaga. Cada vez con más frecuencia, algunas delegaciones no pueden afrontar los acontecimientos extraordinarios que se producen en sus provincias. Las desconexiones territoriales son posibles gracias al sobresfuerzo que realizan las plantillas, con el estrés y consecuencias negativas que ello provoca en el producto final. Hay programas de radio realizados por una sola persona. Otra consecuencia lógica de esta falta de medios materiales y humanos es que se está dejando de  cubrir temas, entrenamientos o convocatorias, circunstancias que nos conducen a la irrelevancia.

Nos consta que la Dirección de Informativos no aporta a los delegados provinciales ninguna solución para resolver estos problemas, al revés, son utilizados para justificar la incapacidad y la falta de reflejos desde Sevilla.

Hemos tardado tres semanas en enviar un equipo propio a cubrir la erupción del volcán de La Palma, externalizando durante este tiempo la cobertura de una noticia de primera magnitud. La Dirección de Informativos ha reaccionado tarde, con el consiguiente deterioro de la imagen de la televisión pública de Andalucía. La plantilla está llena de profesionales con capacidad y voluntad para afrontar este tipo de retos. ¿Por qué la dirección prefiere externalizar este tipo de coberturas a realizarla con medios propios? El abuso de colaboradores para realizar labores informativas es más patente que nunca. Se externalizan redactores, cámaras, informativos y producciones, o lo que es lo mismo, parches y derroche económico.

Los profesionales nos transmiten su indignación y preocupación por cómo se está reduciendo la empresa, cómo se la está dejando morir por inanición. Una inquietud que crece cuando se compara esta situación con las declaraciones públicas de representantes políticos que piden nuestro cierre.

Ante los discursos que piden la desaparición de la radio y televisión pública de Andalucía, la respuesta de los profesionales de Canal Sur, que nadie lo dude, va a ser más Andalucía, mejor radio, mejor web, mejor televisión y más periodismo libre y honesto, veraz y riguroso. Pero para ello necesitamos una Dirección de Informativos que lo permita, una Dirección General que lo defienda y un Consejo de Administración que lo garantice. Y de momento no lo tenemos.

QUIEBRA DEL PRINCIPIO DE OBJETIVIDAD.

Es el mayor retroceso observado en estos meses. Los criterios por los que se realiza la información del gobierno de la Junta y de los partidos que lo sustentan han dejado de basarse en criterios periodísticos como denunciamos en el caso del informativo en la base de Rota.

Un buen ejemplo de esa falta de objetividad es cómo se han dado los datos de paro de septiembre el pasado 4 de octubre, con un aumento de 4.000 desempleados en Andalucía, y como se dieron los de agosto el 2 de septiembre, con una reducción de 32.000. El 2 de septiembre se abrió con el paro, con directo y total de Moreno Bonilla en portada hablando de bajada récord. En el desarrollo se abrió con totales de personas que encontraron trabajo, gráficos con los datos, totales de sindicatos, vídeo explicando cómo el sector servicios tiró del empleo y directo para situar a Andalucía como motor de creación de empleo y dar paso a un vídeo con totales de Moreno y Sánchez. El 4 de octubre, con los datos de septiembre el paro es el cuarto tema en portada. Y en el desarrollo el paro va en el segundo bloque tras la situación sanitaria, un directo y vídeo de Moreno sobre impuestos, sin mención al paro, y otro con reacciones sobre política fiscal. Después ya sí van dos gráficos con los datos de desempleo, el primero sobre la bajada en España y el segundo de una línea y media sobre la subida en Andalucía. “El final de la campaña de verano ha lastrado el empleo en Andalucía y el paro ha subido en 4.416 personas. La cifra total de desempleados en nuestra comunidad es de algo más de 800.000”. Punto y final, ni un total, ni una reacción, ni una interpretación. Después, unas colas sobre Turespaña y la importancia del turismo con total de Marín y a otra cosa.

Muy raro es el día en que la actividad del presidente de la Junta no abre nuestros informativos. La visita a una bodega en Ronda el 19 de agosto, una ofrenda floral en Málaga el 8 de septiembre, el inicio del curso político en Alhaurín el 4 de septiembre, el inicio del curso escolar el 10 de septiembre o la reunión con el presidente de Murcia el día 29. La cobertura siempre es con directo del entorno del minuto y vídeo con al menos tres totales, llegando a los 2,16 minutos la duración para resumir la entrevista en CSR el 4 de septiembre.

Esta cobertura contrasta con la que se hace al presidente del gobierno. Por ejemplo, la remodelación del gobierno central el 10 de julio se zanja con unas colas y un total. Otro ejemplo, por primera vez no ha habido directo en Moncloa para el balance del curso político de la última semana de julio, colas y un total sobre vacunas. Nos resulta destacable que cuando se reduce la información del gobierno central, aumentan los tertulianos críticos con el ejecutivo, algunos condenados por difundir informaciones falsas como Javier Negre.

Especialmente significativa la información de la visita conjunta del presidente de la Junta y el presidente del gobierno a Fibes al I Foro Urbano el 5 de octubre. Los dos intervienen y en portada solo entra un total de Juanma Moreno. En el desarrollo, un total de cada uno. Se da la circunstancia de que era la primera vez que Sánchez hablaba tras el acuerdo ese mismo día de presupuestos y ley de vivienda con el bono joven de 250€, que se convirtió en la noticia del día para el resto de medios. En nuestro informativo N1 no explicamos los términos del acuerdo ni de la nueva ley. Ni en el directo de FIBES, ni en el posterior de Moncloa, a cuya redactora se le dice expresamente que no de detalles y no se emite total del ejecutivo central. En el N2 se explica la nueva ley con un panel con tres puntos, destacando que a los propietarios se les obligará a congelar o bajar precios y de pasada se hace mención a la ayuda de 250€ para jóvenes. La única reacción a la noticia es del presidente de la CEOE, obviamente crítica. Al día siguiente, 6 de octubre, el informativo se centra en el rechazo de la Junta a la nueva ley. Abrimos con directo y total del presidente de la Junta y un vídeo explicativo con todas las voces en contra de la ley, Consejera de Fomento, presidente de la CEOE y de la Cámaras de Comercio. Se completa el bloque con un vídeo de reacciones nacionales con los ministros Belarra y Bolaños a los que se contraponen la opiniones de los portavoces de PP, Ciudadanos y Vox, lo que no se hizo en la parte andaluza. Se omite el testimonio del presidente del gobierno sobre este asunto que acababa de hablar en Eslovenia. Además de la parcialidad evidente de la información, echamos de menos voces de sindicatos de inquilinos o jóvenes afectados por la futura ley.

A este Consejo le parece también un buen ejemplo el inicio de curso político, que Moreno abre en Alhaurín el 3 de septiembre. Se trata de un acto de partido y se conecta en directo con su mitin durante dos minutos. Conexión a la que se se suma un directo. Al día siguiente, Sánchez y Espadas celebran un acto similar en Jaén que no se cubre y solo se emiten colas y dos totales, reduciéndose su presencia a 30-40 segundos en total de la señal realizada del PSOE.

Hemos seguido dando íntegras las comparecencias del presidente de la Junta tras la reuniones con expertos COVID. Más de 10 minutos por ejemplo el 31 de agosto en el N2 que luego se repite en directo y paneles dos veces tras su intervención y otra vez al final con totales.

El día en que los presidentes del Consejo de Europa y de la Comisión visitan junto al presidente del gobierno la base aérea de Torrejón  tras la llegada de refugiados afganos, se retrasa el directo y los totales hasta pasado el minuto 20 de informativo. Antes se habían tratado temas como la lombricultura o la cosecha de almendra.

Este Consejo sigue observando criterios diferentes en el tratamiento de temas que afectan a los choques en el gobierno central entre ministros del PSOE y de UP y las diferencias en el gobierno andaluz. Las discrepancias en torno al SMI, el alquiler o las pensiones ocupan lugares destacados en nuestros informativos, sin embargo no se emiten polémicas como las discrepancias entre Marín y Bendodo por los negacionistas en UVI, el ultimátum de Vox del 23 de julio o la pérdida de la votación en el parlamento de PP y Ciudadanos para recuperar la atención primaria el 16 de septiembre.

Queremos hacer mención especial a la polémica en torno a la pensiones vitalicias para expresidentes de la Junta, que surge el 13 de julio y que Canal Sur omite e impide incluso preguntar por el tema a la redactora que iba a cubrir ese día una rueda de prensa del Consejero de Presidencia. Preguntada por el tema, la directora de informativos nos dice que los jefes de sección tienen autonomía y preguntada la Jefa de Política niega que fuese ella quien diera esa orden. Este Consejo tiene constancia de que esa orden verbal existió.

También es diferente la manera de informar cada martes de los Consejo de Gobierno de la Junta y de los Consejos de Ministros en Moncloa. Siempre hay directos en San Telmo, cada vez hay menos en Madrid. ​Los Consejos de Gobierno siempre van al principio del informativo y nunca hay contraste con la oposición sobre los temas aprobados. Los Consejos de Ministros se incluyen casi al final y el total de la portavoz siempre va respondido por PP, Ciudadanos y Vox. Por ejemplo el 14 de septiembre, sobre las medidas para bajar el precio de la luz, a la ministra Ribera se contraponen PP, Ciudadanos y Vox hablando de timo, populismo o bolivarianos. Antes se habían emitido los acuerdos desde San Telmo con Elías Bendodo sin reacción alguna fuera del gobierno andaluz. En la mayoría de los casos, si hay reacciones andaluzas se llevan luego al final del informativo como bloque de totales sin contextualizar y que por supuesto cierra el PP de Andalucía.

En torno a la vacunación se han emitido decenas de vídeos y centenares de totales del gobierno andaluz pidiendo más vacunas al gobierno central. Sin embargo no hemos informado de la devolución de más de 250.000 dosis y otras 40.000 en riesgo de caducidad durante el mes de septiembre del que se hicieron eco el resto de medios.

La información de los miembros de la Junta de Andalucía protagonizan el bloque principal de  casi todos nuestros informativos, incluso hay días que superan ampliamente los 20 minutos, incluyendo una sucesión de consejeros. Moreno, Marín, Bendodo, Imbroda el 6 de septiembre. Moreno, Marín, Bendodo, Imbroda, Aguirre, el 7 de septiembre. Moreno, Marín, Bendodo, Crespo, Aguirre, Carazo y Patricia Del Pozo el 9. En ninguno de estos días se dio información ni total de ningún otro político en Andalucía.

FALTA DE VERACIDAD

Merma la veracidad de nuestros informativos cuando no se emite nada del “Caso Kitchen” o del “Caso Villarejo” salvo que desimputan a Cospedal y no se cuenta ni la imputación de Fernández Díaz, ni su escrito de reapertura de investigación, ni el de la fiscalía anticorrupción, ni ningún otro movimiento procesal.

También cuando se informa de la sentencia del Tribunal Constitucional contra la primer Estado de Alarma, pero se ocultan los votos particulares cuando se conocen.

Se han emitido vídeos sobre cada noticia en torno a las ayudas a la compañía Plus Ultra, pero no nos cabe el 26 julio que se archiva el caso.

El 21 de agosto se dio en un breve, junto a que llueve en Groenlandia, el anuncio de Marruecos sobre la apertura de una nueva etapa y la normalización de las relaciones con España, después de semanas haciendo vídeos sobre las malas relaciones y sus consecuencias en Andalucía.

Canal Sur ha sido el único medio de España que no emitió las declaraciones del exministro Camuñas en un acto con Pablo Casado el 19 de julio justificando el franquismo o el insulto de Arias Salgado al primer ministro holandés Rutte en ese mismo acto. O el 30 de septiembre no se dio el total de Vargas Llosa en la Convención del PP que marcó la actualidad política nacional restando importancia al voto en libertad y que lo importante era votar bien. En nuestro informativo se eligió el testimonio en que el Premio Nobel anunciaba su voto al PP.

El 28 de julio no cabe en el informativo “porque ya hay muchos temas sociales” la estadística del ministerio del interior sobre el aumento de los delitos de odio. Tema que todo el verano se ha tratado como sucesos aislados, sin contextualizar ni relacionar con algunos discursos políticos.

Afecta a la credibilidad cuando se oculta la foto sin mascarilla de Juanma Moreno en una boda en Tarifa difundida ampliamente en el resto de medios. O al ocultar la polémica PP-Vox por la declaración de Abascal como persona non grata en Ceuta.

Sucede lo mismo cuando se informa del inicio del juicio contra el anterior secretario de organización de Podemos Alberto Rodríguez por agresión, pero se silencia el viaje al Congreso del PP en Mallorca de diputados andaluces con dinero público.

El 24 de agosto no informamos de la queja de los abogados de oficio en Andalucía a los que no paga la Junta, pero sí de la protesta de los conductores de autobuses de Jaén.

Se pierde veracidad cuando Canal Sur es  la única televisión que no emite en sus informativos los totales del alcalde de Genalguacil durante el incendio de Sierra Bermeja.

O al  informar con paneles diarios durante todos los días de agosto y septiembre sobre la escalada del precio de la luz, salvo el día en que había que explicar las medidas aprobadas por el gobierno para frenar esa subida. Se ofrece además una información poco rigurosa al cometer errores graves como confundir el precio del mercado mayorista con el precio de la factura de la luz .

NO RESPETAMOS EL PLURALISMO INFORMATIVO

El discurso de nuestros informativos ha dejado de representar toda la riqueza y todos los matices y sectores de la sociedad andaluza. La información institucional sigue eclipsando los temas sociales y culturales, que se siguen quedando fuera de nuestros espacios de noticias y que cuando les damos relevancia, como durante el mes de agosto, la audiencia lo agradece.

No se respeta ni siquiera el pluralismo político. En estos meses ha aumentado la diferencia de presencia en pantalla entre los partidos de gobierno y la oposición. Durante todo el mes de agosto no hemos encontrado en nuestros informativos N1 y N2 ninguna declaración de miembros andaluces de UP o AA. Son cada vez más los días, como hemos señalado anteriormente, en que se recogen los testimonios de un buen número de consejeros y no hay más voces políticas andaluzas. También hemos observado un aumento de noticias con testimonios políticos de un único partido, el PP de Andalucía. Valga como ejemplo, la situación vivida el 10 de septiembre cuando se rechaza la tramitación de la Ley de Patrimonio Histórico y el único total que se emite es de Toni Martín.

Hay dos bloques muy claros en nuestra información política. El primero abre la mayor parte de nuestros informativos con el bloque institucional, con los acuerdos y actividades de los miembros del gobierno andaluz, sin contrapeso alguno de otras fuerzas políticas. Un ejemplo muy ilustrativo fue el 10 de septiembre, con el inicio del curso escolar, con un bloque amplio con las visitas de Moreno y Marín a sendos colegios, sin embargo las reacciones de Espadas y Valero sobre educación no se emiten en ese bloque, sino que van como dos totales aislados al final del informativo.

Este primer bloque institucional siempre existe. Hay un segundo bloque, que se envía siempre al final de los informativos y no se emite todos los días, en que se resume la política andaluza, casi siempre con una batería de totales deslavazados y sin contextualizar. Se mezclan temas diversos y parece que se hace al peso. Dos ejemplos, el 28 de agosto Vox habla de la ruina en el campo, el PP de la ley de infancia y el PSOE sobre el curso escolar. El 29 de agosto, Vox sobre turismo, Ciudadanos aludiendo a otra forma de gobernar y PP sobre economía verde, este día no hubo total ni de PSOE, ni de UP o AA. Los únicos vídeos de actualidad política andaluza con verdadero contraste de opiniones que ofrecer a los andaluces son los de la actividad parlamentaria, que se reduce en los informativos diarios a la sesión de control y sesiones extraordinarias.

DEFENSA DE LA IGUALDAD

Hasta ahora ésta había sido una de las señas de identidad de nuestros informativos y queremos que siga siendo. Por ello nos pareció muy acertada la inclusión de un minivídeo después de cada información sobre violencia machista reforzando el mensaje del compromiso de la casa contra las violencias contra las mujeres. Pero como ya denunciamos en nuestro anterior comunicado, nos parece grave y una falta de respeto la contratación de un negacionista de la violencia de género como José María Arenzana para dirigir un espacio en RAI. No se trata de un juicio de valor de este Consejo, nos atenemos a su expulsión como tertuliano en enero por comentarios machistas y homófobos. Hay decenas de profesionales en Canal Sur Radio más cualificados para llevar a cabo dicho programa y no habría que hacer ningún desembolso económico extra.

NO SE RESPETA LA INDEPENDENCIA DE LOS PROFESIONALES

Es una broma extendida entre los profesionales de la casa que para conocer ahora por dónde van a ir las escaletas de nuestros informativos no hay que ir a las reuniones en las que se elaboran, basta con repasar las redes sociales de los miembros del gobierno andaluz. Si Juanma Moreno tuitea sobre vacunas, sabemos que a alguien le tocará vacunas, si Juan Marín tuitea sobre aumento de turistas, ya sabemos que habrá pieza en aeropuertos o si hay tuit de Elías Bendodo sobre financiación autonómica, ya sabemos por dónde va a ir el informativo.

Esta identificación llegó a su máxima expresión el 10 de septiembre, cuando se emiten, tras el vídeo sobre la visita del presidente de la Junta a un colegio, unas colas después, más emotivas que informativas, con unos padres entregándole una camiseta al presidente , vídeo que difundieron las redes oficiales del PP.

Los profesionales de Canal Sur seguimos denunciando un déficit en la participación de los periodistas en la toma de decisiones y en la elaboración de nuestros espacios de noticias como mandata el Estatuto. No puede ser que un tuit de un consejero sea más determinante para elaborar una escaleta que un debate en la redacción.

Además exigimos respeto y criterios claros. Es una falta de respeto que el día que comienza el incendio en Sierra Bermeja se llame a un periodista de un diario de Málaga para entrar por teléfono y contar lo mismo que habrían contado los dos compañeros de turno en el Centro de Producción que ya se estaban trasladando al lugar del incendio. O el 19 de julio, con el atropello múltiple en Marbella, se envíe un equipo a la localidad de la Costa del Sol a hacer un directo para Telemadrid y estando ya en el lugar de la noticia nuestro N2 les haga volver al aeropuerto para hacer el directo allí sobre llegadas de turistas, probablemente ese día habría habido tuit de Marín. Al día siguiente en el N1, casi 20 horas después del atropello y 18 del directo para Telemadrid,  sí hacemos directo en Marbella. Si se escuchara a los profesionales no sucederían estos disparates.

ATAQUES A LA LIBERTAD DE LOS PERIODISTAS

Los periodistas de Canal Sur no somos libres para utilizar las palabras que consideremos oportunas en nuestras informaciones. Ya denunciamos la prohibición de términos como extrema derecha, tamayazo, tránsfuga o foto de Colón. En los últimos días se ha unido la prohibición de utilizar la expresión escudo social.

La dirección de informativos nos respondió que prohibía el uso de estas palabras por ser ofensivas o de uso por parte de partidos políticos. Sin embargo el 13 de julio vemos la utilización de términos como susanismo y sanchismo en reiteradas ocasiones, incluso en rótulos, para hacer referencia al relevo entre los socialistas andaluces.

La dirección nos responde entonces que esos términos no los entiende como ofensivos y que son los editores los que deciden que términos usar. Preguntados los editores Ana Garrido y José Antonio Ruiz por qué se permite utilizar unos términos y otros no, no nos han ofrecido ninguna respuesta.

Desde este Consejo defendemos el uso de los términos periodísticos que cada información reclame, desde sanchismo susanimo, a escudo social o extrema derecha. Periodismo, siempre periodismo.

NO CUBRIMOS LOS TEMAS SEGÚN LA RELEVANCIA

El Estatuto Profesional en su artículo 4 marca como uno de los deberes de los profesionales de Canal Sur el destacar e informar de los acontecimientos de relevancia. Ahora mismo este artículo se incumple desde la dirección de informativos. Los temas se consideran relevantes o no según marque la agenda ideológica de los actuales responsables y no según criterios periodísticos.

Los profesionales de Canal Sur no han podido informar en estos meses de temas como los siguientes:

La situación de la atención primaria en Andalucía, que ha protagonizado multitud de comentarios y quejas ciudadanas durante el verano. ¿No habría sido mejor servicio público llevar un informativo a un centro de salud que a un buque de la Armada? Hay que destacar que durante la última semana de septiembre sí se han recogido los anuncios del gobierno andaluz de vuelta a la atención presencial.

No se ha emitido ni un breve sobre la venta de la empresa fundada por el consejero de educación y que concierta plazas de FP en Andalucía.

No se ha contado el nuevo proyecto de ley de pensiones del gobierno central, o de la reforma de la Ley de Memoria Democrática coincidiendo con su aprobación en el Consejo de Ministros. Sobre la nueva FP Dual en el N1 sólo se emitieron colas. Sobre la Ley de Universidades se pidió a la Delegación de Madrid un vídeo acerca de la desaparición de la firma del Rey en los diplomas, noticia publicada por ABC. Al demostrarles las redactoras que la información era falsa, se quedó en simples colas.

Este es el criterio de la actual dirección, que unido a la precariedad y a las amenazas de cierre desde algunos discursos políticos, están llevando a la radio y televisión de los andaluces a una situación muy complicada, comprometiendo como decimos la labor de servicio público que tenemos encomendada. Esta deriva no es la primera vez que sucede. Hemos visto cómo se degradan, para luego dejar morir, medios públicos en otras lugares como Telemadrid o Canal Nou.

Este Consejo, junto a muchos profesionales de Canal Sur a los que representa, entiende  que ese no es el camino para garantizar el objetivo fundamental de nuestra existencia:  el  derecho a la información de los andaluces. Quizás nos deberíamos fijar en la cobertura que están haciendo los compañeros de la Televisión Canaria sobre la erupción del volcán de La Palma con la que han asombrado al mundo. Para este Consejo, ese es el modelo.

Periodismo, innovaciones técnicas, discursos modernos, cercanos, solventes, sintiendo lo nuestro, convirtiéndonos en imprescindibles y al servicio únicamente de la actualidad y de la gente. Ser el medio que acompañe a los andaluces en los momentos más duros, que esté a su servicio en las situaciones más críticas y con la garantía de recoger siempre sus gustos, sensaciones, dudas y preocupaciones. Este es el Canal Sur que queremos y por el que debemos trabajar todos. Estamos cansados de tener que ejercer nuestra profesión en defensa propia, de tener que afrontar, además de las dificultades propias de nuestro oficio, las que nos ponen en nuestra propia casa.

Acerca de La Mar de Onuba 4751 Artículos
Revista onubense de actualidad, cultura y debate, editada por AC LAMDO, entidad sin ánimo de lucro inscrita en el Registro de Asociaciones de Andalucía con el número 4318 de la Sección 1. - Director: Perico Echevarría - © Copyright LAMDO 2017 / ISSN 2603-817X

Sea el primero en desahogarse, comentando

Deje una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.