El Puerto, la Aiqbe, Atlantic Copper y el futuro urbanístico de la capital. ¿Quién manda en Huelva?

Andan la Mesa de la Ría y otras organizaciones y colectivos ciudadanos emperrados en que los onubenses puedan decidir el futuro del espacio que les fue robado por la dictadura de Franco para instalar la industria pesada que ha convertido a Huelva en una las ciudades más contaminadas del mal llamado mundo desarrollado. “La Punta del Sebo”, reclaman la Mesa y los otros, “será lo que Huelva decida”. ¿Es momento de establecer qué significa que “Huelva decida”? O dicho de otro forma, ¿quién manda en Huelva?

Lo cierto es que técnica y legalmente, los terrenos que albergan la Punta del Sebo y zonas colindantes, pertenecen al Puerto de Huelva, y que es este el que tiene todas las atribuciones para decidir qué se hace en “su Huelva”. Sí, porque todo ese espacio que los onubenses anhelamos o soñamos no es nuestro. Es del Puerto. Es la Ley. Y no parece, de entrada, que el Puerto esté dispuesto a permitir que, como pide Mesa de la Ría, los onubenses decidamos, por ejemplo, si queremos que la nueva Zona de Actividades Logísticas (ZAL) se ubique en los espacios propuestos por el grupo municipal que dirige Rafael Gavilán. En el Polígono Nuevo Puerto, en el Parque Huelva Empresarial, o incluso en la propia Punta del Sebo, pero en la franja trasera de Francisco Montenegro, aprovechando la conexión con la Ronda H-30 y las actuales conexiones ferroviarias, donde el Puerto, según la propuesta elevada por MdR al Pleno del Ayuntamiento, podría obtener superficies muy superiores a las 41 hectáreas que ha proyectado, llegando hasta las 48.

Se hace difícil comprender por qué, habiendo otras alternativas plausibles, la Autoridad Portuaria se empeña en ocupar para sus actividades gran parte del espacio que la ciudad espera recuperar para reunirse con su amada Ría. La ZAL del Puerto seguirá obligando a los onubenses a bordear la ciudad por un lado u otro para llegar hasta el nuevo Paseo. Las alternativas propuestas, sobre todo teniendo en cuenta que se prevé un gran desarrollo urbanístico cuando caiga el maldito muro de la Avda. de Italia, nos acercarían a la ría “cruzando la calle”.  Es lo que Mesa de la Ría quiere que los onubenses podamos votar, pero claman solos en el desierto. ¿Quién manda en Huelva?

Por si fuera poco, la semana pasada supimos de otra “gran noticia”. El Puerto ha decidido otorgar a Atlantic Copper el espacio comprendido entre su actual factoría y la de Fertiberia. Otras 15 hectáreas para ubicar “un vertedero de escoria industrial”. En plena Avda. Francisco Montenegro y con vistas a la ría. Regalo de Atlantic Copper al desarrollo de la zona, según ha vuelto a denunciar en un comunicado Gavilán. Supondría, según el concejal, “otra ilegalidad urbanística y ambiental, así como un nuevo atentado contra la aspiración ciudadana de recuperar la Punta del Sebo”.

Es curioso que las reivindicaciones ciudadanas obtengan poco “oído” y las peticiones de la industria pesada onubense, reunida en torno a la Asociación de Industrias Químicas y Básicas, se conviertan en realidad. Papel mojado los famosos y denostados acuerdos del 91 (disponibles al final de este editorial). ¿De verdad necesita la poderosa industria onubense (8.353 millones de euros de ingresos en 2016) instalar el vertedero de escoria industrial en pleno paseo marítimo? ¿Tanto cuesta invertir en otros espacios y sistemas de transporte para alejarlo de Francisco Montenegro? De los 8.032 millones gastados por las empresas de la Aiqbe en 2016, sólo 50 fueron destinados a transporte. Y de esos 50, sólo 10 a transporte por carretera, y otros 4 por ferrocarril. El resto, 36 millones de euros, se destinaron al flete de transporte marítimo (17), tarifas portuarias (12), embarque y desembarque (5) y logística y almacenamiento (2).

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

 

Para los amantes de las cifras, la cuenta de resultados de explotación neta ascendió en 2016 a 321 millones de euros para las empresas de la Aiqbe. ¿Y saben cuánto destinaron esas empresas a la protección medioambiental de nuestro entorno? ¡12 millones de euros! Y según apunta Rafael Gavilán, “gran parte de ese gasto se hace con importantes ayudas de las administraciones públicas”. 12 millones de 8.032. Un 0,14 % del total de gastos realizados es lo destinado por las empresas químicas y básicas para la protección del medio ambiente en 2016. Una cifra de la que la propia Aiqbe presume en su web corporativa: “porque esta también es nuestra casa”. ¿Quién manda en Huelva?

Sería interesante conocer también a cuánto asciende el gasto en obra social de estas empresas, porque raro es el evento social, cultural, deportivo o formativo que no lleve el logotipo de Atlantic Copper o de la propia Aiqbe, desde cátedras, exposiciones o conciertos, a visitas guiadas para los niños de Huelva por los complejos industriales de nuestra ciudad. Pero ese dato no consta en ninguna de las múltiples memorias.

Tampoco consta el dinero que la Aiqbe destina a promocionar el Polo Industrial de Huelva como lugar adecuado para la instalación de más industria pesada. Que lo hace. Llama la atención, por ejemplo, que el folleto destinado a ese ejercicio sólo esté publicado en inglés. Pero más llaman la atención algunas de las ventajas que destaca el mismo para las empresas del sector del universo mundo. Así en la página titulada Porque la localización importa, Aiqbe presume de que nuestra ciudad dispone del “clima ideal” para la industria química. Y de que el Puerto de Huelva “es el más grande de España en términos de terrenos disponibles” ¿Está la Aiqbe apostando por el desembarco de más “química y básica” en la capital onubense? ¿Dónde mejor, dada nuestra simpar climatología?

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Otro dato del folleto que destaca es el que asegura que las empresas del sector “han invertido 5.300 millones de euros en los últimos VEINTE AÑOS”. Sólo una línea antes, la patronal se ufana de que el volumen de ventas de sus asociados fue de más 10.000 millones en 2015, y más de 12.000 millones en 2014. Hagan su propia cuenta, pero si tomamos como referencia la cifra de 2016 y la multiplicamos por veinte años, la calculadora nos dirá que las empresas habrán facturado en torno a 167.00 millones de euros en esas dos décadas, y eso tirando por lo bajo. Saquen sus propias conclusiones.

Pues lo dicho, anda emperrada Mesa de la Ría en que los onubenses voten el futuro de la Punta del Sebo. Pero… ¿quién manda en Huelva?

 

Patrocinadores de La Mar de Onuba

Acerca de La Mar de Onuba 1804 Articles
Revista onubense de Actualidad, Cultura y Ocio, editada por AC LAMDO, entidad sin ánimo de lucro inscrita en el Registro de Asociaciones de Andalucía con el número 4318 de la Sección 1. Director: Perico Echevarría - © Copyright LAMDO 2017 / ISSN 2603-817X

Be the first to comment

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.