La tormenta perfecta

por Javier Polo Brazo.

En el Campo de Gibraltar se ha formado la tormenta perfecta y parece que al Gobierno, una vez más, ha sido el último en enterarse. La situación geográfica con su doble frontera, una de las tasas de paro más altas, pocos recursos y uno de los mayores índices de fracaso escolar del país forman un coctel que, unido a una plantilla de fuerzas de seguridad insuficientes, han convertido la zona en un polvorín que ha emprendido un camino que nada tiene que envidiar al de los denominados narcoestados.

El Gobierno no parece darse cuenta que tiene un serio problema en el Campo de Gibraltar y que este problema no son los ingleses. Los enfrentamientos con la policía y la guardia civil empiezan a ser una constante en La Línea de la Concepción y, lejos de amainar, se van reproduciendo cada vez con mayor asiduidad y dureza. Los únicos nichos de creación de nuevos empleos en este municipio son el narcotráfico, el contrabando y el tráfico de inmigrantes. A sus filas se unen diariamente nuevos empleados porque, más allá del bien y del mal, es necesario llevar un plato de comida todos los días a la mesa.

Conociendo la trayectoria de quienes nos gobiernan no albergo ninguna duda de que seguirán mirando en otra dirección hasta que algún tiroteo de los que se dan, con cada vez más frecuencia, acabe con la vida de algún policía o de algún niño que pasaba por allí. Solo entonces desplegaran a los cuerpos de seguridad armados hasta los dientes, volverán a llenar telediarios con el discurso de la cadena perpetua y sacarán pecho por haber impuesto el imperio de la ley, obviando intencionadamente que no hicieron nada en los últimos años por revitalizar una zona que nunca disfrutó de una mínima atención pública. Una zona en la que la mayoría de los empleos lícitos que se pueden encontrar  están al otro lado de la denostada verja de Gibraltar, a pesar del brexit y de tanto discurso patriotero.

Urge una solución, algo que sabemos que es incompatible con el carácter de Rajoy, más predispuesto siempre a dejar que los asuntos se solucionen solos. Si el gobierno/los gobiernos renuncian a sus responsabilidades, que no les quepa la menor duda que alguien ocupará su lugar y ese día -que ya está llegando- poco se podrá hacer.

Javier Polo Brazo
Acerca de La Mar de Onuba 913 Articles
Revista onubense de Actualidad, Cultura y Ocio, editada por AC LAMDO, entidad sin ánimo de lucro inscrita en el Registro de Asociaciones de Andalucía con el número 4318 de la Sección 1. Director: Perico Echevarría - © Copyright LAMDO 2017 / ISSN 2603-817X

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*