Fatou, la editora de Canal Sur TV que amenazó a EL OBSERVADOR, borra su pasado reciente en Twitter

¿Obligada? ¿Ida? Esta revista ofrece varios de ellos sin desperdicio.

Al vicepresidente Pablo Iglesias: “Tú sí que eres un crimen para este país”, “Que poca vergüenza tienes…”. Al presidente Pedro Sánchez: “Prefiere pactar con asesinos”.

La editora del programa informativo ‘Noticias2’ de Canal Sur TV, Maribel Fatou, que amenazó a EL OBSERVADOR con un mensaje en Twitter, borra su pasado reciente en esa red social y deja cuatro tuits sin polémica. ¿Obligada? ¿Ida? Esta revista les ofrece varios de los que ha borrado que no tienen desperdicio y dejan a las claras en manos de qué personajes está la información en la televisión pública andaluza, Sobre todo la del informativo más importante de su parrilla y el que más audiencia tiene, Este ‘Noticias2’ de las 20:30 de la noche que presenta la estrella casi apagada ya, Mariló Montero.

Fatou es una tuitera que tiene muy pocos seguidores (584) para los años que lleva en Twitter, desde 2011, 9 años, y para la cantidad de gente a la que sigue, 2.420. Es decir es de los clásicos usuarios plastas que quieren tener desesperadamente muchos seguidores y no lo consiguen, aunque para ello se persiga cada vez a más gente para que en reciprocidad la sigan a ella. A lo mejor es que no tiene mucho que ofrecer. Zafiedad y grosería con ‘los malos’: rojos, separatistas y demás gente de mal vivir. Peloteo con los jefes. Y alfombra persa con sus amigas si son ‘famosas’. Le gusta insultar a todo el que no sea de Vox o, como mucho, del PP. Vamos, lo que se lleva en RTVA, una equidistante entre derecha extrema y extrema derecha. El personal normal, se pregunta, “¿Esta mujer puede ser objetiva en algo? ¿Puede trabajar en un informativo público de editora? ¿Todos los que trabajan en ellos tienen su perfil intransigente?”. Algo se puede comprobar en esos tuits que ha borrado.

A Fatou le gusta insultar a todo el que no sea de Vox o, como mucho, del PP. Vamos, lo que se lleva en la cúpula dirigente de la RTVA y entre los fichajes estrellas que aparecen en pantalla, sean periodistas o pseudoeso. Es lo que se conoce en el barrio audiovisual como una ‘palíndroma’ (derecha extrema y extrema derecha), vamos.

No tiene problemas y la cuestión es tan simple como ella: “Los rojos son malos y los de podemos peor”. “Los buenos siempre son los de orden y de derechas”. “Hay que odiar  al PSOE, IU y demás cosas subversivas”. “Trabajadores, caca, sobre todo si son de coco o de ccoo o como se llamen esos sinvergüenzas… ¿pues no quieren ser igual que nosotros los normales?”. “PP, santo, Vox, más todavía”. “Pedro y Pablo no son los apóstoles son asesinos sinvergüenzas”… y así todo lo demás. Eso, imparcialidad. Lo necesario para hacer un informativo objetivo, estilo Zancajo.
Y eso sí, peloteo al que manda siempre que haga falta que por algo dios lo ha puesto ahí para mandar.

Denuncia

Tanto el lunes 26 como ayer martes 27, las redes se hicieron eco de la amenaza de Maribel Fatou, a EL OBSERVADOR y a su editor Fernando Rivas, así como de la denuncia contra ella presentada por la revista en la Fiscalía de Málaga. Leer Las redes se hacen eco de la amenaza de Maribel Fatou, editora de ‘Noticias2’ de Canal Sur TV, a EL OBSERVADOR y a su editor, y de la denuncia contra ella presentada por la revista en Fiscalía.
Editores y directores de medios digitales andaluces, sindicatos, políticos, periodistas, activistas sociales,… se han hecho eco del intento de coartar la libertad de expresión de este medio y le han manifestado su apoyo. Fue un desfile de mensajes solidarios los que EL OBSERVADOR tuvo por este feo asunto de intentar coaccionar la libertad de expresión de un medio de comunicación.

 

Entre los mensajes recibidos destacamos de los últimos tres de ellos que resumen el sentir general sobre la situación de la televisión pública andaluza. Uno del diputado Ismael Sánchez, portavoz del grupo Adelante Andalucía en la comisión de control de RTVA en el Parlamento andaluz. “Todo mi apoyo a la revista EL OBSERVADOR y a su director ante las amenazas de una editora de la televisión pública andaluza. Es preocupante que alguien que está al frente de las Noticias de Canal Sur no sepa lo que es la libertad de expresión”.
Otro de los trabajadores, de la Sección Sindical de Comisiones Obreras en Canal Sur y RTVA. “Este es el día a día de informativos Canal Sur. Así funcionan los ultras: conmigo o contra mí. Nuestro apoyo a Fernando Rivas”. Y otro del socialista Juan Manuel Suárez Japón. Catedrático jubilado de la Universidad Pablo Olavide y, como el mismo dice: Ex de muchas cosas: Ex-Rector de la UNIA. Ex Consejero de Cultura de la Junta de Andalucia (PSOE). “Y así. Sin vergüenza. Con su boquita torcida para dar mas miedo. Qué triste realidad la de nuestra televisión regional”.

Historia

Todo empezó el pasado día 20 cuando esta revista publicó: Los informativos de Canal Sur TV en manos de la prensa rosa. Zancajo no se fía de nadie y repesca a  Inmaculada Casal y Maribel Fatou, del programa mas rosa, ‘Contraportada’. Son la redactora jefa y la editora de ‘Noticias2’. A Fatou, no le gustó lo que leyó y en la madrugada del sábado 24 le manda al editor Fernando Rivas un mensaje amenazante por Twitter (las faltas de ortografía son cosa suya): «Hola. Sabes lo que es la ley de protección de datos? Estas seguro de que tu publicación no infringe la ley? Las condenas por calumnias se han vuelto muy suculentas últimamente. Yo que tu, comprobaba que lo que publicas es cierto. No vaya a ser que te denuncien. Cuidadin».

“No es por el estúpido mensaje que manda esta mujer, ya que entiendo que no da mucho de sí, pero hay un “cuidadín” final, que suena a ultra derecha, a mafia, a amenaza y eso no se puede dejar pasar. ¿A qué tenemos que tenerle cuidado? ¿Nos van a hacer algo? ¿Saben que hace esto sus superiores Zancajo, Mellado, Bendodo o Moreno?… Que se explique en el juzgado”, dice Rivas.

“¡Ya está bien! No se puede amenazar a un periodista por hacer su trabajo. Por muy impresentable que sea esta señora esa no es excusa para permitirle esta actitud. Y más desde una televisión pública. ¿Qué noticieros puede editar esta mujer? ¿Qué objetividad puede tener para dar noticias? Este es el ejemplo más claro de la política de comunicación de Canal Sur. No es una privada que puede hacer lo que quiera”, señala el editor.

“Si no dicen nada, parecerá que esta es la política del jefe de informativos de Canal Sur que nombró a Maribel Fatou, Álvaro Zancajo; del director general que nombró a Zancajo, Juande Mellado; del consejero de Presidencia que nombró a Mellado, Elías Bendodo y del jefe supremo que nombró a Bendodo, el presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno. Y como ellos no han dicho nada a lo largo del día, y el que calla otorga, por eso lo mejor es que esta persona lo aclare todo delante de un juez”, afirma el periodista.


Sea el primero en desahogarse, comentando

Deje una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada.




Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.